Another Point Of View

…a las estrellas por el camino difícil…

Nothing gold can stay 12 septiembre, 2013

Filed under: Libros,Películas — shiivak @ 10:15 PM

Todos sufrimos cuando Dumbledore murió.


Todos perdonamos a Snape cuando supimos que no era un maldito después de todo; hasta Harry lo perdonó y nombró a su hijo en su honor.

Los buenos siempre ganan a los malos. Los malos siempre son castigados. Así funcionan las historias.

Todos nosotros, ávidos lectores, hemos estado a mitad de una aventura y nos encontramos encariñados con algún personaje. Si tenemos suerte y tenemos algún amigo lector, le comentamos. Si tenemos el doble de suerte y ese amigo lector gusta del mismo libro, podemos darle mil vueltas al asunto.

Por ejemplo, mi sis ama al señor Darcy, y ¿quién no? Las dos lo peleamos, pero ella lo conoció primero, así que le pertenece a ella y a mí no me queda más que soñar con él. Después yo conocí a Peeta, ambas lo amamos, pero esta vez yo lo conocí primero (y ella ya tiene a Darcy) así que me pertenece.

Siempre queremos a un personaje. Queremos que alguien triunfe. Y, son historias, generalmente así sucede.

Cuando leí la biografía de Steve Jobs, lloré. Realmente no estaba triste, era más como… orgullo, saber todo lo que tuvo que pasar para ver su sueño hecho realidad, pude ponerme en sus zapatos y llorar por él. Pero realmente no lloré: saque dos lágrimas y continué al siguiente capítulo en donde Steve volvía a ser un bastardo con todos sus conocidos.

Películas: las odio. No todas, solo las adaptaciones de libros. En verdad son malas, algunas pasan, pero otras no. Y aún así me encuentro cada viernes de estreno en el cine, esperando a ver cómo arruinan un buen libro. Pero aquí viene lo interesante de las películas: me gustan los actores. No todos obviamente, pero sí algunos. Y cuando digo me gustan, no me refiero a físicamente (bueno, tampoco estoy ciega) sino actoralmente o personalmente: Merryl Streep, Ggwyneth Paltrow, Robert Downy Jr. etc.

Así me enteré de Los Juegos del Hambre. Me gusta Josh Hutcherson. Josh Hustcherson iba a aparecer en la adaptación cinematográfica de Los Juegos del Hambre. Tenía que leer el libro antes de ver la película. Me encantó el libro (me enamoré de Peeta y lo peleé con mi sis). Con el tiempo empecé a seguir en twitter esta cuenta que publicaba cosas de  Los Juegos del Hambre. También publicaba cosas sobre otros libros y así conocí The Mortal Instruments, Percy Jackson, Divergent y otros tantos libros que he leído y me han agradado.

Todos estos libros están siendo adaptados a películas.  Así que esta persona publica sobre todo eso. Divergent será adaptada. Tiempo después, la actriz principal de Divergent será la actriz principal en The Fault In Our Stars. El nombre me suena. Una búsqueda rápida en San Google revela la portada azul que tanto he visto en internet. No sé de qué trate, pero nunca me ha atraído. Verán, me gustan las historias de magos y brujas, robots y dragones voladores… Aún voy a la sección infantil cuando visito Ghandi. Pero han hecho tanto ruido con este libro, y es extraño que adapten una película que no sea mágica (porque aparentemente eso es lo de hoy).

Así que decido leerlo, así sabré de qué va la idea. Lo descargo y el primer párrafo me dice que tratará de cáncer. Ya saben, esa enfermedad que todos temen y muchos tienen. No me agrada, pero ya está en el iPod, así que ¡qué más da!

4 días. Eso me tomó leerlo. No es un libro difícil de leer, sobre todo si ignoras las frases rebuscadas con sentido filosófico que tienen como propósito llevarte a pensar en algo más que en el cáncer, pero que realmente puedes saltarte sin perderte en el libro.

¿A qué viene todo esto? Lloré. Realmente lloré, no solo dos lágrimas, sino un llanto que hizo necesario el uso de pañuelos desechables, que me hizo sentarme a recuperar la respiración, que me hizo pensar en mi tarea para que el nudo en la garganta desapareciera, que me hizo ponerme de pie y mirar al techo para permitirme respirar. Aún me duele el pecho. Hubo un tiempo en el que recomendaba libros porque me gustaban (y probablemente lo seguiré haciendo… un día de estos), pero este libro, lo recomiendo porque realmente creo que deberían leerlo. Realmente creo que deberían sentir esa angustia y lamer las lágrimas de su rostro. Y no porque les desee el mal, sino porque creo que vale la pena. Resumiendo: lo compraré. Así de importante es ese libro.

No hay magos, no hay brujas ni dragones.

Sólo una chica con cáncer que está consciente de que va a morir.



Anuncios
 

Amigos y familia no es lo mismo 4 agosto, 2013

Filed under: Día a día — shiivak @ 1:30 AM

Ando deprimida. Estaba escribiendo una historia (lo sé, ¿yo? ¿una historia?). La cosa es que no podía dormir un día y la empecé a escribir y luego la seguí en mis clases aburridas. Pero perdí uno de los cuadernos en los que la escribí y esa parte era importante pero no la recuerdo como para recrearla así que no he podido seguirla :(

Pero estaba pensando. Siempre me he declarado antisocial (mucho antes de que fuera una moda) porque eso de salir y hablar con la gente nomás no se me da. Una razón por la que trato de conservar a las pocas personas que me aguantan, de por vida. Aún tengo contacto con personas que conocí hace casi 10 años, y no somos uña y mugre, pero sé que ahí están.

En cada etapa de mi vida he tenido amigos cercanos, pero una parte de mí sabía que era muy joven como para poder conservarlos.

Tenía dos amigos: chico y chica. Entramos juntos a la prepa y por razones que no alcanzo a entender, parecía que les agradaba a los dos. Salimos de la prepa y aunque ya no nos veíamos diario, seguíamos siendo los 3 sonsos alegres de la prepa.

A los dos los consideraba mejores amigos y aunque tenía más afinidad con la chica (teníamos una fascinación por los libros y esa falta de “Oh por Dios necesito ir de compras y hablar de chicos” y creo, honestamente, que es la persona con la que más me he abierto en mi vida, a pesar de que ella diga que nunca me puede sacar nada), pasaba más tiempo con el chico. Realmente creo que fue el mejor amigo hombre que he tenido. Teníamos tantas cosas en común que no es fácil encontrar: principalmente la inmadurez de querer seguir siendo niño y hacerlo con orgullo. La fascinación por caricaturas, pokemon y videojuegos nos unían.

Hace unos dos años perdí a ese amigo. A una de las dos personas que pensé que jamás podría perder. Limpiando mi disco duro encontré fotos y vídeos de la prepa y me descubrí sonriendo. No enojada, no molesta; sonriendo. Creo que una parte de mí estaba extrañando y preguntándose dónde estaría ahora si él siguiera en mi vida. Nuestros caminos se separaron y creo que he llegado al momento en que puedo recordarlo con una sonrisa.

Hace nada perdí a una “amiga.” La conocí por el chico y cuando él y yo nos alejamos seguimos en contacto. Hace unos días discutí (por Facebook) con uno de sus amigos. El chico tenía la idea de que podía decirle a la gente qué leer y qué no leer. Cuando me opuse a ello sacó teorías de conspiraciones y su ser filosófico. Al siguiente día la chica me eliminó de Facebook y Twitter. La falta de tolerancia, caray.

Ahora en la Universidad simplemente no doy con amigos. Tengo conocidos y personas que intentaron ser mis amigos, pero en verdad no se me da. Poco a poco se alejaron y ahora son sólo una foto más en mi perfil de Facebook.

El punto es que hace una semana platicaba con mi hermano. Siendo comunicólogo no entiende el hecho de que no quiera contacto con las personas. Pero me dijo algo que ya había escuchado pero no me hizo mella hasta que lo dijo él. Hay dos familias: la que escoges y la que nos toca. Me dijo que los amigos son personas que conoces pero no se quedan en tu vida. Pero la familia que escoges, son esos amigos que están ahí siempre, sin importar si los ves una vez al año o los haces enojar demasiado.

Cuando me dijo que él solo tenía un amigo así entendí que el problema no era yo. Entendí que todos esos “amigos” que perdí jamás serán parte de mi familia. Y al final del día ellos se lo pierden ¿no?

¿La chica? Sigue en mi vida. No nos vemos muy seguido (horarios y ocupaciones) pero chateamos bastante. Cada que veo un pájaro azul o entro a una librería (o tienda de cómics, últimamente) la recuerdo. Una parte de mí teme perderla, por mis cambios de humor y mi falta de sociabilidad. Si pude perderlo a él, ¿por qué no a ella?

20130804-020421 a.m..jpg

 

Lo siento 11 enero, 2013

Filed under: Día a día — shiivak @ 1:49 PM

Mataste a un oso en Inglés el primer día de clases. Así nos conocimos. Tania, tu y yo éramos un equipo y la maestra nos odió ese día. Mi abuelito murió y me consolaste en Química cuando la maestra preguntó. Cuando me dieron el balonazo en la cabeza en Deportes te quedaste conmigo hasta que me sentí mejor. En una hora libre intentaste enseñarme a dibujar. Te volaste todas las clases que quise para acompañarme. Por culpa de Adrián nos sacaron de Computación aunque siempre me culparon a mi. Me ayudaste a caminar cuando me torcí el tobillo por molestar a Leiny y no entramos a Historia. Me pasaste todas las tareas que no hice y todos los apuntes que no tuve porque faltaba. Prácticamente pasaste Matemáticas 1 por mi, pues hacías todos mis exámenes. Ignorábamos a la maestra de Inglés con Brenda, Ana y Karla. Siempre me guardabas un lugar a tu lado, porque siempre llegaba tarde. Esperaste todos los días en la salida del estacionamiento de alumnos hasta que mi mamá llegaba. Poderoso te molestaba y Fanny lo detenía. Recuerdo que pedíamos una torta sin jitomate por mi, sin cebolla por Ana y sin aguacate por ti. Me hiciste cuantos dibujos pedí sin rechistar. Comprábamos gomitas al por mayor afuera de Inglés. Me mandaste un mensaje en Navidad diciendo que te gustaba. Te rechacé y fingiste que nada había pasado. Eso fue el primer año.

Nos desaparecimos y en su momento me explicaste el por qué. Recuerdo un día que nos reencontramos con Ana. A final del semestre te mandé un mensaje diciéndote “niño lindo” y lo tomaste a mal. Preguntaste que quería y te dije que extrañaba hacerlo. Nos empezamos a ver regularmente y la amistad volvió. Eso fue el segundo año.

Nos toco Biología juntos, Filosofía y también Computación. Me presentaste a Domi y luego a Aidee. Si había que hacer equipos siempre estabas ahí. Me metía a tus clases de Psicología y tu a las mías. Cursé Física de nuevo por estar contigo. Siempre te esperaba afuera de Dibujo o tú me esperabas afuera de Latín. Nos perdimos en el Jardín Botánico más veces de las que puedo recordar. Siempre encontramos la cascada. Fuimos a esos cursos en Ciencias juntos. Nos saltamos más clases. Me esperaste más veces. Al fin te dije que si. Fuimos al cine a ver “Alicia en el País de las Maravillas”. Me compraste un globo en San Valentín. Me diste un anillo. Me hiciste más dibujos. Me acompañaste a mi exposición de Latín. Te di un masaje y rayaste mi reloj. Me diste una “yo” en miniatura. Me soportaste en mis berrinches con el profe de Compu. Me defendiste de Ramsés. Eso fue el tercer año.

Esa es nuestra historia. No sé que pasó ni quiénes somos ni en dónde terminaremos. Pero sé que esa es la parte que quiero recordar. No quiero recordar la última conversación que tuvimos.

Así que lo diré todo. Te quería y mucho, pero no del modo en que tú querías. No soy tonta y lo notaba. Me avergüenza admitirlo: me aproveché un poco de la situación pero jamás con malicia, por eso te rechacé en primer año. Recuerdo todas las veces que te preguntaba “¿Quieres ser mi novio?” frente al resto cuando preguntaban sin andábamos y siempre contestabas “No”. Lo siento, debió haber sido difícil. Cuando al fin dije que si, lo hice con esperanza. Eras mi mejor amigo, todos me aconsejaban que te diera una oportunidad y creí que todo ese cariño que te tenía podría transformarse en algo más. Everybody said we’d be together forever.

En verdad lo intenté. God knows that I tried seeing the bright side. Pero las cosas empezaron mal. No lo hicimos de manera correcta y confundimos los significados de los mensajes. Intentaste besarme y en mi mente no éramos nada, así que te rechacé. Lo volviste a intentar en el cine, una vez que arreglamos las cosas. Recuerdo que me recosté en tus brazos y tus dedos no dejaban mis labios, y cuando los créditos llegaron te acercaste a mi, pero no lo hiciste. Jamás lo volviste a intentar. Al siguiente día recuerdo que Aidee preguntó si me habían gustado las flores y te pusiste rojo. Asumo que te dijo que me dieras flores y no lo hiciste. Aun así seguías tomando mi mano, dándome tu chamarra y abrazándote cuando hacia frío, recordando nuestros “mesiversarios”. Y tengo que admitirlo: que mala novia fui. Tú eras un chico muy dulce y yo era tan… despistada. Te seguía tratando como a un amigo y Dios, en verdad lo intentaste. Otro error más. Lo siento.

La universidad llegó y nos quedamos en la misma Facultad y terminé en tu grupo. Pero los nuevos compañeros no entendían como éramos. Tú tan dulce, yo tan despistada, ambos inocentes. Les confundía la naturaleza de nuestra relación y las burlas no tardaron. En ese sentido eres débil, las bromas te llegan y yo las ignoro. Así que al poco tiempo de entrar dejaste que te afectaran por completo. Recuerdo tu mirada al suelo y tu rostro rojo cuando la chica de Laboratorio se burlaba. Lamento no haberte defendido mejor. Lo siento.

Así que pasamos a segundo año y para estos momentos estaba 100% segura de que no íbamos a ningún lado, en cuanto a pareja se refería, pero no me atreví a terminar contigo por miedo a que te alejaras de mi. Seguías siendo mi mejor amigo, mi compañero de aventuras y no estaba dispuesta a perderte. My mind’s with you but my heart’s just not.

Pero tú tenías otros planes. Terminaste conmigo (con una excusa ridícula, si se me permite) pero quedamos como amigos. I believed in your confusion, you were so completely torn. Estaba en las nubes, no seguiría lastimándote y seguirías siendo mi compañero de aventuras. You said that we would still be friends, but I’ll admit that I was glad that it was over. Pero noté que me tratabas diferente. Obviamente no esperaba el trato “preferente” de novia, pero esperaba a ese niño travieso del CCH. Ya ni siquiera hablábamos. So am I close to you anymore if it’s over? Y con el tiempo descubrí que ahora tratabas así a alguien más y caí en la cuenta que nunca me trataste como amiga y quisiera culparte, pero en parte es mi culpa por aprovecharme de ti. Caí en la cuenta que terminaste conmigo cuando creíste que ella te aceptaría. You chewed me up and spit me out.

Pero ella tenía otros planes. De un modo u otro me lo dijo. Se sentía mal por (como ella dice) “bajarme el novio”. Le expliqué toda nuestra relación y ella me dijo que no importaba cuantas cosas hicieras por ella, jamás cambiaría de opinión como yo. No sabía qué decir para hacértelo entender. Le dije que fuera directa y te lo dijera de frente y cuanto antes mejor. Sometimes honesty is the worst policy. Lo hizo y me culpaste. How did I read the stars so wrong? Lo siento, quizá no debí haberme entrometido, solo intentaba protegerte. Now hearts are getting broken but I guess is what they call growing up. 

Y hasta ahí llegó nuestra “amistad”. I’m gonna miss you like a child misses their blanket. Intentaste arreglar las cosas. You wear your best apology. A tu modo. I’m tired of how you twist the truth. Y no me agradó. You’re not talking to the same girl who used to forgive you. Lo siento, quizá debí haberte escuchado. Quizá debiste haberlo intentado de otro modo.

Ahora no hablamos. I’ve never heard silence quite this loud. Si nos encontramos nos ignoramos. Whenever I see you I’ll swallow my pride and bite my tongue. Y cuando preguntan por ti le resto importancia. If anyone asks I’ll tell them we just grew apart.

Así que… Lo siento. Siento haberme aprovechado de tu cariño y no saber corresponderlo. Siento haberte dicho todas las cosas que te dije cuando peleamos. Siento haberte tratado como lo hice. En verdad lo siento. Y lo que más siento es que no serás mi amigo nunca más.

We can both remove the masks and admit we regret it from the start.

 

Líneas al caminar 3 octubre, 2012

Filed under: Sin categoría — shiivak @ 1:42 PM

Cuando camino me gusta evitar las líneas, ya sabes, esas que se forman al juntar dos bloques de cemento o al aparecer una grieta. Pero voy mas allá, si hay una jardinera, ésta está formada por líneas que también debo evitar. A veces evito hasta las líneas que se forman con la sombra de los árboles.

Y no es que crea en la mala suerte, pero es mas divertido caminar así. Me recuerda a cuando jugábamos a que el suelo era de lava y los sillones eran las piedras que podíamos tocar. ¡Cómo nos divertíamos!

A veces doy un pequeño salto o quizá acortaré (aún más) mi paso, doblaré 90 grados el pie (e incluso más) o caminaré en diagonal, porque de no hacerlo pisaré una línea y que decepción me invadiría después de haber evitado tantas líneas.

Así camino más lento (y eso que mis pasos son bien pequeños) y he llegado a chocar con gente a la que no pongo atención por estar viendo las líneas. Se me quedan viendo feo, como culpándome por el altercado pero yo me pregunto “Si yo era la distraída y tú el atento, ¿por qué no me evitaste?”.

Todo el mundo camina pensando en el siguiente paso, o en cuánto tardarán en llegar, van platicando con el de a lado o mirando el celular.Yo voy evitando líneas mientras me pregunto cómo se formaron.

Si te ignoro no te enojes, es que voy evitando líneas.

20121003-013944 p.m..jpg

 

Lástima por el niño 11 septiembre, 2012

Filed under: La vida en el pesero — shiivak @ 11:38 PM

Hace calor, pero no me pienso quitar la chamarra, tendría que cargarla. Y el puma me dejó del otro lado así que tengo que cruzar todo el pasto bajo el sol.

Las escaleras del metro están atascadas. Mejor camino a las segundas y por ahí subo. Más sol. Al menos una vez en el puente hay sombra. Crucemos.

Alcanzo a ver mi pesero. Demonios, me falta todavía un tramo por caminar y ya se arrancó. Tendré que esperar el segundo bajo el sol. Perfecto.

La comida. Las películas. Las memorias. Más películas. Los discos. Las últimas películas. Ya hay fila para el pesero. Al menos eso significa que me tocará un poco de sombra.

– Disculpa ¿estás formada?
– Si. – Responde mientras luce fastidiada y busca algo en una mochila claramente infantil. – Hijo, vente, deja de ver las películas. … Ya ven. Te estoy hablando. Hazme caso. – Sigue diciendo sin mirar al niño y concentrada en la mochila.

La fila empieza a avanzar y la chica grita una vez más “Ya vámonos” mientras agarra al niño de la mano y lo jala hacia el pesero.

– A la unidad por favor – Le digo al chofer mientras escaneo rápidamente los lugares disponibles. Afortunadamente fui de las primeras en subir y mi esquina querida del fondo sigue desocupada. Con unos pocos pasos llego y coloco mi mochila, para luego sentarme a esperar, mientras siento cómo el sol me quemará la espalda hasta que el pesero se arranque.

Desde aquí veo que 2 asientos hacia adelante, del lado izquierdo, se sentaron la chica y su hijo. El niño del lado de la ventana y la madre del lado del pasillo. Al menos el niño podrá disfrutar de la vista.

El pesero se llena lentamente, pero no por completo: aún quedan un par de asientos vacíos, pero el chofer decide que subirá más pasaje en el camino que ahí parado y se arranca. Al menos ya no me da el sol.

Estoy muy acalorada y tengo demasiadas cosas que hacer como para permitirme el llegar dormida a casa, así que me esfuerzo en mantener los ojos abiertos: no me quito la chamarra y le subo el volumen al iPod: quedaré sorda, pero llegaré despierta.

A los pocos minutos del trayecto veo que la chica se para y le dice al niño que se recorra al pasillo. Éste se queja, pero una orden es una orden y termina por moverse. La chica se pasa a la ventana, deja la mochila y se pone a ver la ventana. Pero los niños son niños y al poco tiempo se empieza a poner inquieto. ¿La solución? La madre saca su celular, abre un juego y se lo da al niño. Problema resuelto. La chica puede volver a concentrarse en el paisaje.

Lástima por el niño. ¿O por la madre? A estas alturas no sé quien sale perdiendo.

Llegamos a la curva que lleva a la calle que conecta con Periférico. Asco de tráfico por las obras. Lo de siempre. Se sube una señora: mochila en la espalda, pañalera en un hombro, bolsa en el otro y una niña de unos 3 años en los brazos quien lleva una muñeca en los propios. Con mucho trabajo paga y descubre el último lugar disponible, a mi lado.

Entre el bamboleo del pesero logra llegar y se sienta a mi lado. La pañalera me golpea, pero no me quejo, la chica tiene demasiadas cosas y era justo. Se disculpa y le resto importancia. Deja todas las cosas (excepto a la niña, claro) en el suelo y la ayudo a juntarlas.

Se pone a la niña en las piernas y empieza a platicar con ella. Platican sobre cosas que no entiendo. Sobre la muñeca de la niña, que si ya no usa pañales porque es niña grande. Cantan una canción. No dejan de hablar en todo el trayecto y me doy cuenta que la mayoría de las personas en el pesero están molestas.

Pero yo no. Es una madre que se preocupa por su hija. Se interesa en ella. Interactúa con ella. ¿Qué razón tengo para quejarme? Ya no hay madres así.

Llegamos a la unidad y la primera chica para al niño “Ya nos vamos a bajar” le dice mientras le quita el celular de las manos y se lo guarda en la bolsa.  Hace la parada y hay un chico esperándola. La chica agarra al niño y se lo da. Después se baja muy plácida y deja que el chico se haga cargo del niño.

Me bajo antes que la señora sentada a mi lado. Pero me voy feliz porque al menos la señora con la niña me vambió el humor después de la chica y el niño.

 

¿Educando? 9 julio, 2012

Filed under: Comentario semanal,Día a día,Libros — shiivak @ 9:06 PM

Por ahí tengo un par de borradores que no publicaré. Y ambos son de cosas que escribo, digamos, en un nivel más “poético”. Siendo así, hoy escribiré de un modo más “analítico”.

Sabrán que son las 8 PM y acabo de comer, y como siempre que me siento a la mesa, sonaba el radio. No con música, no con chismes, no con comerciales. Con NO-TI-CIAS. O al menos eso me gusta pensar. Ignoraré olímpicamente el tema de las elecciones, porque lo último que quiero son insultos y/o malentendidos. Pero me gustaría comentar un tema que viene siendo muy sonado en estos últimos meses: La Evaluación Universal a Maestros.

Antes que nada, deben saber que no soy fan de meterme a leer 500 noticias sobre el tema, porque cada quién dice lo que quiere o le conviene. Tengo la ventaja de que, en una familia de 4, 3 estudiaron comunicación (siendo yo la oveja negra), así que son mi fuente más confiable de noticias. Así que para quién no este muy bien informado o le importe poco la situación haré un pequeño resumen, algo así como manzanitas y peritas, de cómo funciona esta “evaluación”:

Los maestros tienen que presentar un examen para comprobar los conocimientos que poseen. Dicho examen contiene preguntas de los temas que enseñan a sus grupos, lo que nos dice que sus alumnos deberían poder resolverlo por lo que para el oh todopoderoso maestro debería ser coser y cantar. Hay sólo 2 resultados: apruebas o no apruebas. Si sucede que apruebas te dan una palmadita en el hombro y todos contentos. Ahora, que si el resultado es negativo y no apruebas ¿qué sucede? … ¿Te despiden? … ¿Te castigan? … ¿Te bajan el sueldo? … Dios, ¡qué tonterías digo! Si la repercusión de no aprobar no es buena, las consecuencias son terribles, algo que ninguna persona en su sano juicio querría que le hicieran… Te mandan a un curso gra-tui-to de regularización, después del cuál regresas felizmente a dar clases.

Pero aún así los “maestros” encuentran excusas para no realizar el examen (al que se refieren como evaluación, porque examen es un término traumático): ¿Quién lo va a calificar? ¿Qué van a preguntar?

La última vez que revisé yo no tenía voz ni voto en mis exámenes en la Universidad. Yo no decido qué viene en el examen, yo no decido qué día me lo aplican, yo no decido si lo quiero tomar o no, yo no decido si lo califica el maestro. Lo único que decido es si estudio o no.

Hagamos un recorrido en mi educación:
Hasta 5° de primaria hice mis estudios en 2 escuelas privadas.
Para 6° entre a una primaria pública.
Los 3 años de la secundaria los cursé en una “Escuela Secundaria Técnica”.
Mi estudios de bachillerato tomaron forma en mi amado Colegio de Ciencias y Humanidades, Plantel Sur.
Y ahora, me dedico a estudiar en la Facultad de Ingeniería de la UNAM.

Recuerdos de mis años en primaria dónde, aún asistiendo a escuelas privadas (que cuenta la leyenda, son mejores que las públicas), corregía la ortografía de mis maestros y veía a compañeros que pasaban de año sin saber sumar.

Nada comparado a mi 6° año de primaria: mi maestra creyó que mi promedio de 9.8 era comprado (no sueñen, hoy en día soy más que feliz de tener 8). Le cerré la boca cuando en uno de sus exámenes de matemáticas (de opción múltiple además) le hice notar que la respuesta a una operación no estaba en las opciones; me dijo que lo volviera a hacer y cuando, una vez más, no encontré el resultado en sus opciones, me dijo con voz fastidiada y de tal modo que todo el salón escuchara que escribiera la respuesta a un lado. A la siguiente clase al revisar el examen llegamos a la pregunta y la maestra dijo el resultado y resulta que ninguna de las opciones coincidía. Recuerdo que ni la mirada me dirigió cuando preguntó quién tenía mi examen (cada alumno revisaba el examen de un compañero), para después preguntarle si tenía el resultado correcto. Sobra decir cuál fue su respuesta.

La secundaria no fue mejor:
La clase de Matemáticas se calificaba en base a qué tan bonito dibujaba la portada, Educación Artística se pasaba tocando 3 notas seguidas en la flauta, en Educación Física mientras no estuvieras sentado aprobabas, Formación Cívica y Ética se basaba en una exposición de 15 minutos sobre un tema dado, la maestra de Química se preocupaba más por el modo en que forrabas el cuaderno que en si sabías qué era un átomo, en Física hacías  un cuestionario de 50 que respondías a libro abierto (y podías poner “hola” en la respuesta y ni cuenta se daba), en Inglés veías películas en inglés (valga la redundancia) y tenías que poner de qué trataban (cosa ilógica cuando siempre te ponían “El extraño mundo de Jack”).

Si bien el CCH no fue perfecto, definitivamente mejoró: pasé de tener 9.4 a 8.5 en un semestre. Hubieron excepciones como Filosofía y Psicología que pasé con 10 y 7, respectivamente, sin asistir a una sola clase. Pero Matemáticas me hizo sufrir, al igual que Historia, Comunicación y Latín.

En la Universidad sobra decirlo: debería estar por cursar el 5° semestre y sigo con materias de 3°. En primer semestre reprobé 2 materias, en segundo las pasé pero reprobé otra, en tercero pase la reprobada pero reprobé una más, en cuarto pase todas las que debía y reprobé una nueva. Espero en este quinto semestre poder pasar la que debo y todas las que meto. Y aún así hay malos profesores, calificados como “barco”, “súper barco” y “trasatlántico”.

Mi punto es que con qué cara los maestros de la SEP aplican exámenes cuando ellos mismos le huyen. Cómo dijo un analista de la UNAM: “¿Cómo le podemos exigir a los chicos hacer un examen para entrar a la Universidad cuando sus propios maestros se niegan a tomar uno?

Y con eso concluyo. Si me dan ganitas, en unos días publico una reseña de un concierto al que fui hace un mes. Ya lo tengo escrito pero preferí publicar esto primero.

 

Continuando la historia de amor <3 23 mayo, 2012

Filed under: Sin categoría — shiivak @ 8:00 PM
Tags: , , ,

¿Recuerdan que hace unos meses publiqué la traducción del artículo en OK! Magazine sobre el compromiso de Tom Fletcher y Giovanna Falcone? Bueno, pues esta es la continuación. Estos 2 se casaron el 12 de mayo y ayer martes salió el artículo sobre la boda. Al traducirlo sólo me hizo desear más a un chico así como Tom, pero en lo que llega, así les dejo esto [dejo los scans al final]:

Tom Fletcher, de McFly se casa con su amor de infancia Giovanna Falcone en una ceremonia emocional frente a sus famosos amigos…

Imagina la escena – un joven Tom Fletcher está sentado por orden alfabético en el Sylvia Young Theatre School y a su lado un linda niña Italiana de ojos grandes. Tom, de 13 años, la mira, ve una vez a la hermosa joven Giovanna y piensa, esta es la chica con la que quiero estar por el resto de mi vida. Esto podría sonar como un cuento de hadas pero 14 años depués, en un día soleado a principios de Mayo, los enamorados desde niños: el guitarrista de McFly, Tom y Giovanna Falcone se casaron en una ceremonia conmovedora en One Marylebone – un iglesia desacralizada del siglo 18 en el corazón de Londres – rodeados por sus amigos y familia.

En la mañana de su boda, Giovanna despertó con el suave sonido de campanas sonando: “Cada día desde que nos comprometimos, mi alarma ha estado programada con el sonido de música de boda y esta mañana cuando desperté nuestro día fiinalmente llegó” exclamó la novia de 27 años, mientras ella y sus 6 madrinas – la hermana de Giovanna, Giorgina Falcone, la hermana de Tom, Carrie Fletcher y sus amigas Katy McNab, Lauren James, Savannah Stevenson y la actriz Kara Tointon – se preparaban en una hermosa suite en el hotel St Pancras Renaissance. En otra suite, el novio Tom y sus padrinos – sus compañeros de McFly Dougie Poynter, Harry Judd y Danny Jones – se pusieron sus trajes, hechos a mano por el hermano de Giovanna, la estrella de The Only Way Is Essex Mario Falcone, antes de digirse al edificio Grade 1, donde Tom esperó nerviosamente a su promedtida en Soane Hall.

Este impresionante salón, con sus altos techos adornados con mosaicos y ventanas de cristal pintadas, fue diseñado para que en el día especial de la pareja diera la sensación de estar caminando hacia el claro de un bosque, adornado con ramas, luces de colores y clematis anudados hacia postes con forma de árboles cubiertos de follaje natural y flores de verano en color lila, rosa claro y tonos azules. Javier Salvador de By Appointment Only dijo: “Durante nuestra consulta inicial con Giovanna y Tom, establecimos este lado romántico y su fascinación con todas las cosas de Disney. La pareja estaba entusiasmada al crear un espacio que tuviera una verdadera sensación de estar en el exterior, las instrucciones fueron fabulosas, abundantes y más que nada mágicas”.

A la 1:30pm, las impresionantes puertas dobles de Soane Hall se abrieron y, desde el altar dónde el novio estaba, la violinista Izzy Johnston empezó a tocar Over The Rainbow, acompañado por el pianista de McFly Isaac Aryee en un gran piano blanco. Días después, Izzy aceptó una propuesta de matrimonio de su novio – quien resulta ser el baterista de McFly, Harry! Las 6 madrinas de Giovanna, con vestidos rosa pálido de Kelsey Rose caminaron frente a Giovanna, quien iba del brazo de su padre Mario. La novia lució hermosa en un vestido con perlas, strapless de color marfil de Phillipa Lepley, que se ajustó a sus cintura y fue anudado con un lazo vintage. Giovanna eligió zapatos marfil de Upper Street con un bajo tacón porque “Quiero brincar todo el día” Mientras Giovanna se acercaba al altar, su futuro esposo se secó una lágrima del ojo y el padre inició la ceremonia. La madrina Katy hizo una lectura, seguida por la hermana menor de Tom, Carrie, quién cantó un cover perfecto de Feelks Like Home, que hizo llorar a Tom: “Estaba bien hasta ese punto, pero escuchar a mi hermana cantar con Giovanna a mi lado luciendo hermosa, me atrapó” le dijo el novio de 26 años a OK! más tarde. Y aunque se compuso por un momento, cuando llegaron sus votos, Tom se sacudió de nervios y derramó otra lágrima. Cuando la pareja intercambió anillos – el de ella de Tiffany & Co y el de él hecho del meteorito Seymchan del Arizona Skies Meteorites – el momento cómico vino del bajista Dougie, quien cuando el padre preguntó quién tenía los anilla, teatralmente respondió: “Yo los tengo!” e hizo reir a los invitados. Después de que la pareja dijera “Si, acepto” y compartiera un beso, se dieron “los 5” antes de que Tom se volteara hacia los invitados y levantara un puño en el aire. Los nuevos Sr. y Sra. Fletcher firmaron el registro mientras la violinista y el pianista tocaban el sencillo número de McFly All About You. Caminaron por el pasillo al sonido de Once Upon A Dream y vítores de sus seres queridos.

Después de la ceremonia, los invitados fueron guiados a The Galleries en el primer piso, donde la luz natural iluminó el techo, las ventanas y las lámparas de cristal. Mientras los invitados tomaban champaña Jacquart, hablamos con la invitada Fearne Cotton, quién explicó su conexión con la banda: “Son chicos muy buenos y me he mantenido en contacto con ellos, vienen a mi casa para fiestas y Año Nuevo, y así he conocido a Gi a través de los años y también es encantadora”. Cuando le preguntamos cómo iban las cosas con su apuesto novio Jesse Wood, quién no se alejó de ella en todo el día, ella explicó cuán felices eran pero dijo que no habrían campanas nupciales aún: “Jesse y yo pasamos un momento encantador, apenas cumplimos un año así que lo disfrutamos”.

Joe Thomas de The Inbetweeners, quien fue a la boda con su novia Hannah Tointon, nos dijo que su co-estrella James Buckler se va a casar este año y Simon Bird podría ser el siguiente: “Simón va a la delantera porque ha estado con su novia por un tiempo. Todos ya sentamos cabeza, aunque no es muy anticuado ¿cierto?”. Su novia Hannah nos confió que le gusta la idea de usar un anillo de casada pero admite que es muy tradicional y no se le declararía a Joe: “Tengo que esperar que Joe lo pregunte, pero no pensamos en eso ahora, somos felices con las cosas como están”.

Mientras posaban para las fotos, se proyectaron en la pared fotos de Giovanna y Tom a través de los años y los invitados probaron canapés incluyendo panceta y rillette, un coctel de salsas picantes y camarones con coco, mientras que el entretenimiento tomó forma con el mago Dynamo quien asombró a los invitados, incluyendo a Matt y Emma Willis y a los recién casados con su impresionante magia. Hablamos con la madrina Kara Tointin quien le dijo a OK! que acaba de regresar de visitar a su novio de Strictly Come Dancing Artem Chigvintsev en Las Vegas y estaba muy cansada:” No dormí porque no estaba cómoda en el avión. Él está trabajando en algo para Dancing With The Stars. Es difícil estar separados pero regresará pronto y hablamos por Skype“.

Loa invitados fueron llamados abajo a la cena en Soane Hall, que había sido transformado a un salon de fiestas mágico, y cada una de las 12 mesas estaban adornadas con manteles de cachemir, jarrones con flores, copas venecianas color ámbar y cubiertos de peltre. En el lugar de cada invitado habia un papel con forma de instrumento musical en el cual estaban sus nombres grabados con láser, y los regalos vinieron en forma de “plumillas” para guittarra con G&T en un lado y en el otro la fecha de la boda.

Harry Judd tomó el papel de maestro de ceremonias y cuando todos se sentaron, el baterista de McFly dio la bienvenida a los nuevos Sr. y Sra. Fletcher a la habitación, donde fueron recibidos con vítores y chiflidos. Los invitados tomaron champaña NV Brut Mosaïque y probaron antipasti boards, que son platos de salami, cuñas de queso de oveja, taleggio y gorgonzola con higos frescos y tomates frescos. El padre de Giovanna fue el primero en dar su discurso, y empezó diciendo que era sólo un calenamiento para “aquellos jóvenes de allá” señalando a los padrinos. Dijo cuán orgulloso estaba de tener a Giovanna de hija y a Tom de yerno, y dijo que Giovanna siempre piensa en los demás, pero dijo que hoy era diferente porque [empieza a cantar] “it’s all about you” *todo es sobre ti* lo que fue recibido con aplausos de los invitados.

Siguieron los padrinos, quienes entregaron un  divertido, llegador y muy honesto discurso: “Obviamente saben quien soy, soy el maldito Rey de la Jungla!” empezó Dougie, antes de voltearse hacia Harry para presentarlo: “Y esta es mi reina bailarina, el Sr. Harry Judd”. El par empezó a alabarse mutuamente sobre haber sido los ganadores de Stricly y I’m A Celebrity – Get Me Out Of Here!, mientras Danny veía alredeor tímidamente, hasta que introdujeron a Danny, que astutamente dijo: “¿Pero quién quedó en cuarto lugar en Popstar To Operastar, eh?”

Dougie se volteó hacia los novios y dijo: “Tom, en verdad no podrías haber elegido a alguien mejor que a Giovanna, de verdad que no. Giovanna, por otro lado, pudiste haber elegido a alguien mucho mejor. Nos tenías a nosotros” antes de añadir: “Veo lo que hiciste, te fuiste con el escritor. *Hace un sonido como de caja registradora, queriendo dar a entender que se fue con el del dinero*

Los chicos entonces alabaron el éxito de Tom, quien se ganó una ronda de aplausos, pero los chicos pidieron descaradamente un aplauso independiente para la barbilla de Tom. Entonces contaron la historia donde Tom audicionó para la banda Busted pero fue rechazado, antes de saludar hacia las mesas al ex-integrante de Busted, diciendo: “Quizá Matt pueda decirnos porqué”.

Durante el discurso, el trío divulgó algunos secretos jugosos que son demasiado rudos para escribir, pero Harry concluyó: “Cuando la gente habla sobre amores de infancia, Tom y Gi son un artículo genuino”. Danny agregó: “Nos gustaría finalizar diciendo que ustedes sacan los mejor el uno del otro. La gente dice que los opuestos se atraen, pero han probado que no es verdad. En verdad son perfectos y es por eso que sabemos que esta historia de amor durará por siempre”. Harry pidió un brindis para la feliz pareja.. “y la barbilla de Tom”.

El siguiente fue el novio, quien se disculpó con su abuela por el discurso de sus padrinos. Después dijo a los invitados que odiaba hablar en público, revelando que no sabe cómo escribir un buen discurso pero dijo que si sabía cómo escribir una canción, y con eso los acordes de la guitarra empezaron y Tom cantó una sucesión de graciosas canciones que siguieron por casi 15 minutos en las cuales incorporó todos los elementos tradicionales del discurso del novio; agradeciendo a su portero, padrinos, madrinas, padres, suegros y al final a Giovanna, para quien cantó All About You. A mitad de la canción dedicada a su esposa, el coro de Sylvia Young Theatre School entró, cantando el coro de All About You. “Estaba abrumada por la canción de Tom pero no empecé a llorar hasta que entró el coro” nos dijo Giovanna. “Eso en verdad me emocionó, especialmente porque todos son de nuestra vieja escuela y tienen la misma edad que cuando Tom y yo nos conocimos”. Tom recibió una ovación de pie y Dougie nos dijo más tarde: “Tom arruinó a cada chico aquí. ¿Como voy a superar eso cuando me case? Voy a tener que traer algunos cachorros”

Después fue momento para el banquete creado por el aclamado chef Zafferano. Todos comieron una pasta con aceite de olivo, vino tostado de tomates, olivas negras seguidas por carne individual y pies servidos con puré de papas y vegetales bebés. Después vino un trío de postres miniatura incluyendo pasteles de queso de cereza negra y limon y un pastel de trufa de chocolate. Después de la cena, Tom y Giovanna cortaron su pastel de 5 pisos, cubierto con rosas de chocolate belga hechas a mano, de color crema, duranzo y rosa. Cada piso era de un sabor diferente que consistía en rica fruta, chocolate, vainilla, limon y zanahoria y pasteles de naranja.

Después de la cena hablamos con la novia de Dougie, la artista Lara Carew-Jones, quien nos dijo que se mudó con Dougie la semana anterior. Aún estaba en shock por el rudo discurso de los padrinos: “Doguie me lo leyó el día anterior y le dije: ‘Cariño, quizá sea demasiado'”. La pareja se conoció el pasado Noviembre cuando Harry hizo de cupido y Dougie le pidió a Lara una pintura de un triceratops: “Creo que tenía un motivo oculto, pero mi pintura sigue colgada en su pared – No estoy segura de que siquiera le guste” ella dijo.

Después del primer baile de la pareja – Easy de The Commodores, McFly subió al altar que había sido transformado en un escenario para un concierto, y los chicos interpretaron 90 minutos de alboroto en el que tocaron algunas de sus canciones, así como algunos covers incluyendo Hey Ya! de OutKast y Pass Out de Tinie Tempah. Giovanna fue la fan número uno frente al escenario y a su lado estaban Emma y Matt Willis, quienes bailaban, meintras Lucy Mecklenburh había dejado sus tacones y también se movía. La última canción de la banda fue su hit Shine a light. Despues, Tom dijo que ya podía soltar su cabello: “Ahora que McFly tocó, tomaré algunos tragos y bailaré”. Dougie, que se ha abstenido del alcohol por un año, dijo que no extraña el alcohol y que no podría haber seguido con su estilo de vida fiestero: “Cuando la banda empezó, no creí que duraríamos tanto – pensé que sólo saldría y bebría por un par de años, pero ya que hemos estado por tanto tiempo sabía que no podía seguir asi y ahora me encanta poder recordar las noches, en especial esta”.

Después de gastar mucha energía, los invitados comieron aperitivos nocturnos incluyendo mini hamburguesas y sandwiches de tocino, y aquellos con un paladar dulce se encaminaron a la mesa de dulces que tenía merengues, cake pops y el dulce favorito de la pareja, antes de seguir bailando al ritmo del DJ Keith Mahon y parecía ser una larga noche. “Tenemos el salón hasta media noche pero después llevaremos la fiesta a nuestro hotel y seguiremos” exclamó Gi. Tom agregó: “Probablemente tenga que arrastrar a Gi para sacarla de ahí” antes de pensar por un segundo y reconsiderarlo: “No, definitivamente tnedré que arrastrar a Danny, siempre es así”.

Antes de la boda, nos sentamos con la pareja para ver como se sentían en la carrera hacia su gran día…

Sólo faltan 2 días, ¿cómo se sienten?
Tom: Bien, no me siento muy nervioso. Cada día despertamos y decimos “Sólo 2 días más”
Giovanna: Tengo momentos en los que estoy muy emocionada y otros en los que siento que nada va bien. Estaríamos locos si estuviéramos emocionados todo el tiempo y totalmente locos en ese día.

¿Qué momento del día esperan más?
Tom: Espero mi discurso, me causa una gran ansiedad porque no soy muy bueno hablando en público, es compeltamente diferente a tocar en un escenario.

¿Has practicado tu discurso?
Puede verse genial en papel pero cuando lo dices en voz alta no siempre funciona, así que sigo enviando a Giovanna de compras para poder practicar. Estoy preocupado porque si lloro no podré terminarlo. Lo he  practicado algunas veces en casa y he tenido que parar después de atragantarme.

¿Gi te hará esperar mucho antes de la ceremonia?
Ella siempre llega temprano a todo así que voy a tener que apresurarme, pero daré vueltas en el pasillo desde muy temprano.

¿Crees que te pondrás emocional?
Tom: Si, soy un llorón así que me sorprendería si no lloro. Ambos lloramos en la propuesta – tenía un nudo en la garganta pero me las ingenié para hacerlo. Espero con ansias la ceremonia porque te esfuerzas tanto en preparar la fiesta que puedes llegar a olvidar como va a ser la ceremonia, pero decir tus votos es la parte crucial.

Giovanna, ¿cómo te sentirás caminando por el pasillo?
Estaré muy nerviosa – tuvimos un ensayo, y ver a Tom y los chicos al final del pasillo fue tan surrealista. Hemos estado juntos por 8 años y medio y siempre me pregunté si llegaría a suceder – ahora el día al fin ha llegado.

Ocho años y medio es mucho tiempo – ¿han tenido problemas?
Tom: Nos separamos unos años cuando recién dejamos la escuela a los 16, pero regresamos cuando teníamos 18.
Giovanna: En esos 2 años que no estuvimos juntos, me enviaba canciones para tratar de cortejarme. Funcionó, regresé.

Tom, cuéntanos sobre la despedidda de soltero…
Fuimos a Amsterdam en un autobús del tour por un fin de semana largo. Harry, Dougie y Danny son mis 3 padrinos pero Harry se tomó sus responsabilidades más seriamente y lo planeó todo. Las primeras noche fuimos a algunos bares y salíamos a las 5am, el “manager del tour” Harry nos despertaba a todos, y se aseguraba de que estuviéramos desayunando a las 8:30am con una cerveza. Después fuimos a practicar paintball, luego a un bar con un campo de tiro en la parte trasera, con armas de verdad – sólo en Amsterdam puedes beber y disparar al mismo tiempo, especialmente en mi despedida, no confiarían en ninguno de ellos con armas. También tuvimos una noche loca en un bar con pop ochentero. A media noche estaba en la cama después de vomitar en todos lados. Necesité a un par de los chicos más fuertes para subirme al quinto piso. El siguiente día fuimos a los go-karts y más fiesta de camino a casa en el autobús.

Ben Foden y Marvin Humes tuvieron despedidas de solteros muy perversas – Giovanna, ¿estabas preocupada?
Si, vi Loose Women y hablaban sobre Ben, así que le envié un mensaje a Tom diciendo: “Prométeme algo, no saques a tu ‘amigo’ en tu despedida”. El me contestó: “Oh, por favor ¿puedo hacerlo?”

¿Quiénes son tus madrinas Giovanna?
Tengo 6 y todas son impactantes. Tengo a Katy [McNab] a quién conocí en la escuela de actuación, mi hermana Giorgina, la hermana de Tom, Carrie, Savannah [Stevenson], Lauren James del Sylvia Young Theatre School y Kara Tointon quién solía salir con James Bourne de Busted así que solíamos hacer citas dobles.

¿Por qué eligieron Easy de The Commodores para su primer baile?
Tom: Significa algo para nosotros porque fue nuestro primer baile juntos a los 15.
Giovanna: Estavamos sentados viendo MTV en la cocina de los papás de Tom y estaba pasando esa canción, así que nos abrazamos y fue nuestro primer baile lento, fue encantador.

Tom, tu anillo de boda es un poco inusual…
Es el mejor anillo en el mundo. Está hecho de una pieza sólida de meteorito, que fue encontrado hace millones de años en una explosión en el espacio a millones de años luz de distancia. Después viajó a la Tierra y entró en la atmósfera del planeta. Tomaron un pedazo de ahí e hicieron mi anillo – es una historia real.

Giovanna, cuéntanos sobre tu vestido…
Fui a Phillipa Lepley y en cuanto me puse el vestido no quería quitármelo. Es impresionante, y vi cómo lo hacían de principio a fin.

¿Te has convertido en una bridezilla?
Giovanna: No creo, pero Tom está sonriendo.
Tom: No lo ha hecho, en serio. Cuando los hombres dejan que las mujeres hagan todo solas hay problemas, pero lo hemos hecho juntos así que ha sido muy fácil.

Tom, ¿crees que Mario podría seguir tus pasos y hacerle la pregunta a Lucy Mecklenburgh?
Giovanna: Quién sabe, pero las bodas hacen que la gente piense y será interesante ver quién es el siguiente. Ir a una boda  relajada como la nuestra hace que la gente se de cuenta que no es tan malo.

¿Alguno de ustedes tiene planes de aparecer en The Only Way Is Essex?
Giovanna: Mario me lo ha pedido algunas veces, pero estoy en lo mío y no podría con todo el drama y el estrés. Soy amiga de Jessica Wright y escuchar lo que le hicieron pasar suena como una pesadilla. No puedes confiar en nadie y la gente te puede acuchillar por la espalda.
Tom: Mario y yo hemos sido muy buenos amigos desde que teníamos 12, pero el show tiene una política estricta contra las celebridades.

¿Qué cambiará después de casarse?
Tom: No mucho, ya vivimos juntos y hemos estado juntos por mucho tiempo. Pero tendremos lindos anillos en nuestros dedos y será agradable llamarla mi esposa.

Tom, dijiste que querías 20 bebés…
No podemos esperar para tener hijos, pero tendremos un buen año disfrutando ser esposa y esposo sin otras distracciones. Ademas nos vamos de luna de miel por 3 semanas y de ahí iré directo al estudio a grabar, luego al tour y luego a América.

¿Qué tipo de padres creen que serán?
Giovanna: Tom será el divertido.
Tom: Si, yo seré el divertido al que todos quieren abrazar, y Giovanna será la que los obligue a amarla. Pero cuando te regaña el padre divertido, sabes que te portaste muy mal. Gi será quien haga que se cumplan las reglas.



Arriba: Danny Jones, Harry Judd, los recién casados Tom y Giovanna y Dougie Poynter.
A la derecha: Marylebone fue transformada en un un claro de bosque para el día especial de la pareja.

“Desde que nos comprometimos, mi alarma ha estado programada con el sonido de música de boda”
Arriba: A Giovanna le aplican el maquillaje, antes de meterse en su hermoso vestido, observada por su madrina Katy McNab (arriba)
Arriba: Harry Judd, Fearne Cotton, la novia, el novio y Emma Willis.
Abajo: Los chicos ayudan a que Tom esté listo.

Abajo: Después de hacerse camino al altar – del brazo de su padre Mario Falcone (abajo a la izquierda) – Giovanna fue recibida por su novio Tom y sus padrinos Harry y Danny (abajo a la derecha) y la pareja intercambió sus votos.
“Siempre me pregunté si sucedería algún día – ahora el día al fin llegó”
Abajo: Tom se emociona mientras su hermana carrie Fletcher canta Feels Like Home. “Me emocioné”, nos dijo.
Abajo a la izquierda: Tom y Giovanna dijeron sus votos, antes de sellar las cosas con un beso (abajo al centro).
“Ambos lloramos en la propuesta pero me las ingenié para hacerlo”


Arriba: Giorgina Falcone, harry Judd, Kara Tointon, los recién casado Tom y Giovanna, Danny Jones, Carrie Fletcher, Dougie Poynter, Lauern James y Kathy McNab.
A la izquiera: Los hermosos anillos de la pareja – el de Giovanna es de Tiffany & Co, y el “mejor anillo del mundo” de Tom.
Esquina superior derecha: Tom y Giovanna con Mario Falcone y Lucy Mecklennburg.
Esquina inferior derecha: La novia y el novio con la familia de Tom, Debbie, bob y carrie Fletcher.
“Sabemos que esta historia de amor será para siempre”


Arriba: Tom cantó All About You para su novia, acompañando por el coro de Sylvia Young Theatre School. Después, mientras el coro comía su desayuna arriba, fueron dejados con lágrimas en los ojos después de ser visitados por Tom y Giovanna para agradecerles, junto con los chicos de McFly.
Esquina inferior izquierda: Giovanna y Tom se sonrojaron cuando los padrinos (arriba) dijeron su discurso.
Arriba: Giovanna y Tom con Emma y Mat Willis.
Abajo: Joe Thomas y Hannah Tointon con Tom y Giovanna.

Tointon, Emma Willis, Fearne Cotton, Lucy Mecklenburgh, Lara Carew-Jones, izzy Johnston, Georgina Horsley, Giorgina Falcone y Lauren James se preparan para atrapar el ramo de Giovanna. Algo sucedió – Izzy lo atrapó y días después se reveló que Harry le propuso matrimonio.
A la izquierda: La novia y el novio con los padres de Giovanna, Kim y Mario Falcone.
Arriba: La feliz pareja parte su pastel de bodas.
Dentro: Tom y Giovanna se quedan sin palabras con los trucos de Dynamo.


Abajo: La pareja disfruta su primer baile – Easy. “La letra dice ‘Sé que suena gracioso pero no puedo soportar el dolor, así que te dejo mañana’ no encaja en una boda” bromeó Giovanna antes del gran día.
Abajo a la derecha: Fearne Cotton y Jesse Wood.
“Cuando la gente habla de amores infantiles, Tom Y Gi son un artículo genuino”
Arriba: Danny y Harry muestran sus movimientos.
A la izquierda: Dougie y Lara Carew-Jones.
Abajo: Los invitados con gustos dulces tuvieron para escoger.Arriba: McFly tocó un concierto de 90 minutos – Giovana (a la derecha) lo disfrutó.
Abajo a la izquierda: Los invitados fueron recibidos con un gran festín.
Abajo: Georgia Horsley, Lucy Mecklenburgh, Fearne Cotton, la hermosa novia, Emma Willis, Lara Carew-Jones e izzy Johnston.
A la izquierda: Tom con Christie y Shane Richie.

 

CANCIÓN PARA LOS PADRINOS
Gracias a mis padrinos
Son los mejores amigos
Que sé que siempre tendré
Son más como hermanos…
y a veces amantes…
pero no les contaremos de eso.

Hemos estado juntos
por casi siempre
pero lo volvería a hacer
Y a penas estamos empezando
Porque sé que McFly nunca terminará

Empecemos con Harry
Has estado para mí
En los buenos tiempos y en los malos
Y Dougie, sin ti
No sé qué haría
Pero sé que mi vida sería triste
Y gracias Danny
Por hacerme feliz
Al pensar que los huevos son verduras
Porque cosas así me recuerdan
Cuán perdido estaría sin ustedes

 

CANCIÓN PARA GIOVANNA AL RITMO DE ‘ALL ABOUT YOU’
Ayer me preguntaste
Algo que creí que sabías
Pero hoy me hiciste sonreír
Al decir ‘Si, acepto’

Después susurré en tu oído
Y te dije gracias
Has hecho que mi vida valga la pena
Al decir ‘Si, acepto’

Y cumpliré todos tus deseos
No tienes que pedírmelo
Y si me niegas alguno de tus besos
No me divorciaré de ti

Así que este es mi discurso
Bueno, en realidad es una ó dos canciones
Pero ésta debería hacerte sonreir
Todo es sobre ti

Así que este es el brindis, por favor alcen sus vasos
Y copas de champagne
Esto es para mi hermosa esposa
Desde hoy y para toda la vida
Especialmente en nuestra noche de bodas…
… todo es sobre ti.


La traducción me pertenece completamente. Queda prohibido publicarla en cualquier otro medio sin mi expreso consentimiento, sin importar que me den crédito. Evítenme la pena de pedirles que lo retiren. Las imágenes así como la entrevista son propiedad de OK! Magazine, los scans los tomé desde la publicación de la revista en la aplicación para iPod Touch.